La moneda en Filipinas

Si vas a viajar a Filipinas en un futuro cercano es importante que tengas nociones sobre la moneda que vas a tener que utilizar en el país. Ten en cuenta que los euros no son aceptados en Filipinas, por lo que es importante que hagas el cambio de moneda, bien en España (en tu banco) bien en Filipinas.

El peso es la moneda de Filipinas. Los nativos del país lo llaman piso. Se trata de la moneda oficial, que actualmente está en circulación en todas las islas de Filipinas. Sus siglas en inglés son PhP (Philipine Peso). El código ISO del peso filipino es PHP.

A través de todo este artículo, desde Filipinas Turismo, esperamos que puedas encontrar toda la información que necesitas sobre la moneda en Filipinas. De esta forma seguro que consigues organizar tu viaje de la mejor manera posible y con todas las garantías.

Tipos de Billetes de la moneda filipina
Billetes de peso Filipino

La moneda en Filipinas: historia del peso filipino

Los orígenes del peso filipino se sitúan en el real de a 8 español (conocido como peso fuerte) y en el peso mexicano. Ambas monedas circularon con regularidad entre los siglos XII y XVIII en las Américas y el sureste asiático.

Durante los últimos años del periodo colonial español, el peso fuerte fue la moneda de curso legal en Filipinas, igual que en las Indias Orientales españolas. La entidad que se encaraba de su emisión era el Banco Español Filipino de Isabel II, actualmente conocido como Banco de las Islas Filipinas.

Después de la revolución de 1868, la reina Isabel II se exilió a París y el banco eliminó el nombre de la reina, pasándose a llamar simplemente Banco Español-Filipino.

Tras la independencia de Filipinas, en 1949 se creó el Banco Central de Filipinas. Desde su apertura, los sucesivos gobiernos han ido devaluando la moneda, con el objetivo de reducir la deuda acumulada en términos reales, que en 2005 llegó a ser de 4 trillones de pesos.

Este es el motivo por el que muchos filipinos acusan a los gobiernos de las malas tasas alcanzadas respecto al dólar y de que hasta ahora, el peso filipino haya perdido un 99,9998 % de su valor original, desde sus orígenes entre 1903 y 1949.

Datos importantes sobre el peso filipino

1.Equivalencia a euros

La equivalencia de euro a peso filipino normalmente se sitúa a 1 € = 55 PHP. A mitad del año 2017, el cambio estaba así: 1 € = 55,69 PHP. Pero en el año 2014 llegó hasta 60 PHP. Como referencia, el dólar americano está a 1 USD = 49,74 PHP.

2.Tipos de monedas y billetes

La moneda en Filipinas no tiene ningún misterio y seguro que te haces al peso en poquísimo tiempo. Hay 7 tipos de monedas: 1 céntimo, 5 céntimos, 10 céntimos, 25 céntimos, 1 PHP, 5 PHP y 10 PHP.

Pese a que en 2008 una resolución del Congreso recomendó la retirada y la desmonetización de las denominaciones inferiores al peso, continúan siendo de curso legal. No obstante, los céntimos no se utilizan mucho, ya que se tienden a redondear los precios.

Monedas en Filipinas
Diferentes monedas de Peso Filipino

En cuanto a billetes, existen 6 tipos diferentes y de distintos colores: 20 PHP (naranja), 50 PHP (rojo), 100 PHP (violeta), 200 PHP (verde), 500 PHP (amarillo) y 1000 PHP (azul).

Hoy en día la moneda en Filipinas más usada suele pertenecer a la serie de 1995 y en el caso de los billetes, son de 1985, a excepción del de 500 pesos, que se añadió en 1987 y el de 1000 pesos, en 1991. Además, existe un nuevo billete de 200 pesos, creado en 2002.

Dónde cambiar euros por pesos filipinos

Normalmente en los hoteles de Filipinas ofrecen el servicio de cambio de divisa, pero no suelen tener un cambio muy atractivo para los turistas. Desde Filipinas Turismo te aconsejamos que cambies los euros en el aeropuerto o en tiendas de cambio especializadas. Estos establecimientos están repartidos por las zonas más turísticas y suelen tener un cartel visible en el que se pude leer: currency exchange o money exchange.

 

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on whatsapp
Ana
Ana

"Anna es traductora, copywriter online y redactora de artículos para blogs. Catalana residente en Filipinas, ha recorrido varias islas como turista y se ha enculturizado de tal manera que ya no puede dejar de comer mangos. Vive en Cebú desde el 2011 con Jeff, su marido cebuano y Alina, su adorable terremoto de tres años y medio."

Deja un comentario